SE SUMA OTRA ENFERMERA A HUELGA DE HAMBRE EN CHIAPAS; YA SON 9

 

La enfermera Gabriela Mayanin López Cruz, se sumó hoy a la huelga, pues buscan que el gobierno les reintegre más de 700 mdp que les han descontado durante 3 años en rubros de vivienda, impuestos y más. En dos ocasiones se amordazaron la boca y no ingirieron líquidos durante 10 horas.

La enfermera Gabriela Mayanin López Cruz, se sumó hoy a la huelga de hambre que sostienen ocho de sus compañeras, en demanda de la restitución de pagos de prestaciones descontados y no aplicados, reinstalación laboral, abasto de medicamentos e insumos en hospitales, clínicas y casas de salud del estado.

Este martes las manifestantes cumplen nueve  días de  haber iniciado un ayuno indefinido en  la entrada principal del hospital "Rafael Pascacio Gamboa", en Tuxtla Gutiérrez, donde desde enero pasado mantienen un "plantón".

En un comunicado, las enfermeras informaron que se integraron al diálogo representantes del centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas y de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

La enfermera Espinosa de los Santos, rechazó que se politice el movimiento “porque sus demandas son dignas y justas”.

“Buscamos que el gobierno nos reintegre más de 700 millones de pesos que durante tres años nos ha malversado al descontarnos rubros de vivienda, seguros de vida e impuestos entre otros”, afirmó.

Se trata de  pagos  que el gobierno "nos descontó y se embolsó", acusó.

Cielo Gramajo Cundapí, María de Jesús Espinosa de los Santos, Ivonne Castillo Escobar, María Isidra Orozco Sánchez y Verónica Zenteno Pérez,  sellaron ayer sus bocas con cintas adhesivas por segunda vez.

Durante 10 horas no ingirieron líquidos. En la primera etapa se amordazaron los labios por ocho horas.

Espinosa de los Santos, informó que cada 48 horas se integrará al movimiento una enfermera más y no se descarta más sellamientos de labios por la falta de respuestas y solución a sus demandas, pese a las rondas de diálogo, en las que las propuestas del gobierno se han reducido “a puras  palabras”.

En la huelga de hambre  participan  también Emma Escobar López, Tania Ventura Paredes y Sandra Lidia Arellano Zenteno.

Por el ayuno, las enfermeras resienten sangrados de intestinos, cuadros  de taquicardia, bradicardia (latidos lentos de corazón), neuritis (dilatación de vasos sanguíneos en la piel), diarreas, dolores de cabeza, debilidad y desgaste físico.

 

Valora este artículo
(0 votos)
Publicado en Política

En Vivo

 

Enfoque informativo Guerrero Diario

Caricatura del día

Video News

  • INNA MORE - THAN FRIENDS
  • PITBULL - DON'T STOP THE PARTY
  • DADDY YANKEE - LIMBO

Suscríbete al boletín

Nuestras Redes Sociales

Imágenes con Enfoque